Blog

estacion de renfe en san martín de luiña

Posada demolerá la antigua estación de Renfe en San Martín de Luiña

Posada Organización ha sido la empresa adjudicataria del proyecto de desmantelamiento y demolición de la antigua estación de Renfe de San Martín de Luiña en el Concejo de Cudillero al no cumplir con los requisitos de seguridad para los viajeros. Tras la salida a concurso público por parte de la empresa ferroviaria y la definitiva licitación a nuestra firma,  en breve se iniciarán los trabajos que afectan al edificio de la vieja estación de 331,21 metros cuadrados construidos.

Se trata de una vieja edificación que se encontraba en desuso debido su mal estado y al peligro para la seguridad de los viajeros: el tejado está colapsado; razón por las cual Renfe había decidido su derrumbe.

 

El edificio.

El edificio está constituido por dos plantas, la planta baja que era utilizada como estación, con dependencias de uso común, como vestíbulo y baños y dependencias para el jefe de la estación; y la segunda planta utilizada como vivienda para el personal de la compañía ferroviaria. El total de superficie construida es de 334,21 metros, de los cuales 134,28 están en la  planta baja y aproximadamente 200 metros en la primera. El edificio está anexo a la vía del ferrocarril en donde ahora mismo está instalada una marquesina para su uso como apeadero.

La edificación presenta deficiencias importantes a nivel estructural y se encuentra en mal estado en general. Uno de los daños más evidente es la situación de la techumbre, que se encuentra colapsada.

El edificio fue construido en hormigón armado, con acabados interiores de yeso, suelo de baldosa cerámica y el tejado es poliédrico y no transitable.  En el proyecto de demolición no se ha indicado la presencia de uralita ni de materiales con amianto que deban retirarse de forma específica.

estacion de renfe en san martín de luiña

Aspecto del tejado de la estación de Renfe en San Martín de Luiña

 

Proceso de demolición.

Antes de iniciarse el proceso de demolición se establecerán medidas de seguridad y delimitación de las zonas de trabajo con la instalación de un valla que se situará a más de 1,50 metros de separación. También se protegerán los elementos que pudieran verse afectados durante los trabajos y se instalarán los elementos de suministro necesarios para desarrollar el proyecto, como un cuadro eléctrico exterior.

La demolición se realizará de arriba a abajo utilizando medios mecánicos ya que son los que ofrecen una mayor seguridad. Se permitirá el acceso a vehículos pesados, para lo que se establecerá un área de  incorporación señalizando adecuadamente su entrada y su salida.

Una vez acabada la demolición del edificio, el proyecto continuará con la retirada y transporte de escombros al vertedero y el arranque de la solera y de la cimentación. Para finalizar se hará una explanación del terreno y se cubrirá finalmente con una capa vegetal.

Durante esta última fase se trasladará el alumbrado que se encuentra colocado en la pared del edificio sustituyendo las luminarias por otras nuevas para mejorar la iluminación y aumentar la seguridad de los usuarios del apeadero.

Está previsto que las obras se prolonguen durante un mes.



Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies